27 de junio de 2006

Cuestión de Incentivos


James Spangler inventó lo que llegó a ser la aspiradora Hoover porque quería conservar su trabajo de portero. Era demasiado mayor para manejar la pesada máquina para limpiar alfombras, la cual levantaba un polvo que le hacia enfermarse. Spangler tenía que dejar el trabajo, algo que no podía permitirse, a no ser que consiguiera encontrar otra manera de limpiar alfombras. Lo hizo!!

Con los incentivos adecuados se pueden resolverse problemas muy difíciles. Premio o Castigo, placer o sufrimiento.. ambos son motores!

Tengámoslo en mente para lograr lo que queremos!

14 comentarios:

Dani González Porcar dijo...

Un buen texto.
Pondremos manos a la obra.

Un cordial saludo

Eduardo dijo...

Creo que en este caso (y en muchos,¿por que no?) influyen la presión y la NECESIDAD lo que hace al hombre ingeniarselas y como!, mira como estamos ahora...

Son muchos los factores, pero creo que estos son los mas influyentes o unos de los mas importantes (y comunes)...

SALUDOS!

Lycette Scott dijo...

Es muy cierto esto, por eso es que mi mamá siempre dice que a la gente hay que incentivarla y estimularla.

Guayoyo dijo...

eso es totalmente cierto, no hay nada como un buen estímulo!!!!
El incentivo es lo mejorrrrrrr

El loco dijo...

ayyy que no hace uno cuando algo realmente nos interesa...
Saludos

Tapa-Amarilla dijo...

asi sea venderle neveras a los esquimales!

Saludos!

EE dijo...

Es verdad, no hay un dicho que reza que la necesidad es la madre de la creatividad, o algo asi! jajajaja
Un beso grande y espero verte pronto!
ee

GEKKO KAMEN dijo...

interesante reflexion..!!

pefiero el placer, llamada tambien: gratificacion diferoda, en mi caso funciona asi...

saluitos..!!!

Amor dijo...

Yo lo que quiero es llegar a la Hija de Zeus. Un beso, amor,
Santi

DINOBAT dijo...

La suerte también juega de las suyas en estas cositas del triste andar....

digler dijo...

como para despertar de la modorra y comenzar a ponerse en acción

Yole dijo...

Yo invente la silla de odontologo...
esta silla es una silla cualquiera, comun y silvestre de oficina, solo le aflojas un poco atras para que se eche para atras, asi como si fuera una silla de odontologo, y cuando el sueño apremia...Solo te echas pa atras y nada, un minicamaroncito no cae nada mal....
jejeje
que vaga soy.

Yole

Acerina dijo...

A veces podemos llegar mucho más lejos cuando estamos presionados, cierto???

Es cuestión de enfoque y de carácter... De tomar las dificultades como "empuje" y no como excusa para darnos por vencidos...

Besos...

Anónimo dijo...

Hmm I love the idea behind this website, very unique.
»

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails